RIESGO PARA LA VIDA CUANDO SE PADECE UN TRASTORNO ALIMENTARIO

Riesgo para la vida cuando se padece un trastorno alimentario

Cuando hablamos de un trastorno de la alimentación inmediatamente se nos viene a la mente alguien con bajo peso, rechazo al alimento, ayunos prolongados, restricción de alimentos, ejercicio excesivo, vómito, uso de laxantes o diuréticos. Y puede ser que esto que se nos viene a la mente tiene toda la razón. 

Hay otras situaciones muy complicadas que envuelven a los trastornos de la conducta alimentaria, riesgos que poco a poco, sumándose con el paso del tiempo, terminan en un desenlace que, en muchos sitios médicos, por lo menos en la Ciudad de México, le llaman la mala noticia: es el cese de la vida.  

El perfilamiento hacia este desenlace fatal está asociado a los siguientes factores de riesgo:

-Duración prolongada de la enfermedad

-Inicio en edades tempranas 

-Mayor edad

-Historia de atentados contra la existencia 

-Uso de diuréticos 

-Bajo índice de masa corporal deseado

-Intensidad de los síntomas 

-Rechazo de su cuerpo 

-Transición de formas restrictivas a purgativas

-Complicaciones médicas

Sumado a lo anterior, se encuentra la comorbilidad psiquiátrica siguiente:

-Trastorno límite de la personalidad 

-Alta impulsividad

-Uso de sustancias

-Trastornos del control de los impulsos

-Dificultad para afrontar cambios

-Trastorno depresivo mayor, episodios moderados a graves o graves

-Síntomas o trastornos psicóticos

-Estructura de personalidad psicótica o perversa

-Conductas autolesivas 

-Violencia de los papás hacia el paciente 

-Crisis familiar

-Trastornos psiquiátricos de los padres, principalmente de la madre

Dentro de los desencadenantes para un desenlace fatal, de mala noticia, se encuentran los siguientes:

-Ruptura de vínculos afectivos

-Discusiones familiares

-Discusión con los amigos 

-Fracaso escolar

-Discontinuidad en la relación terapéutica 

-Cambios repentinos del ánimo

-Autolesiones persistentes

-Premeditación, amenaza y nota de despedida

Ante cualquier atentado contra sí mismo es imprescindible el internamiento, puede que no haya otra oportunidad después para salvar la vida del paciente. 

Bibliografía 

  • Morandé, G., Berna, M. G., & Fernández, M. A. B. (2014). Trastornos de la conducta alimentaria y obesidad: un enfoque integral. Editorial Médica Panamericana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Blog at WordPress.com.